Saltar al contenido
  • por

La empresa de ciberseguridad Bitdefender, ha hecho público su informe sobre todas las ciberamenazas que han ocurrido en este primer semestre de 2020. En estos primeros seis meses del año, hemos tenido el coronavirus como catalizador de los principales ataques de los ciberdelincuentes. Los objetivos han sido las pequeñas y medianas empresas debido a que no suelen contar con los recursos y la seguridad de las más grandes, por lo que, ataques como el ransomware, aumentaron hasta en 7 veces con respecto a 2019.

En este informe de Bitdefender se analiza el crecimiento y las tendencias del sector de la ciberseguridad en toda Europa, incluyendo España. Podremos ver una visión global de todas las ciberamenazas que tenemos encima, para poder mitigarlas de la mejor forma posible. Debido a la pandemia del COVID-19, este semestre ha cambiado radicalmente respecto a los otros años, e incluso los ciberdelincuentes han sido capaces de perfeccionar sus habilidades.

Debido a todo el caos que ha provocado el coronavirus en todo el mundo, los ciberdelincuentes se han centrado en aumentar las estafas, el phishing y el malware en todas las plataformas y vectores conocidos. Según Bitdefender, entre los meses de mayo y junio se determinó que un promedio del 60% de todos los emails recibidos eran fraudulentos. Los ciberdelincuentes han utilizado todas las tácticas para intentar engañar a sus víctimas, tanto con recaudación de fondos para luchar contra el COVID-19 como falsas ofertas.

El ransomware en Windows aumentó un 700%, ahora que estamos con el teletrabajo, esto es ideal para los ciberdelincuentes porque normalmente los PC de los trabajadores no están tan protegidos como los de las empresas. Esto provoca que sea más fácil que se puedan infectar. El cryptojacking aumentó tan «solo» un 20% y los exploits aumentaron un 400% en comparación con lo ocurrido el año pasado.

Fuente: www.redeszone.net

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.